Por Joe Bruno

El nativo de siete años Exclusivo, montado por Juan Carlos Díaz, sumó otro éxito a su brillante historial pistero, cuando se apuntó el triunfo en la edición 26 del clásico Luis Muñoz Marín, celebrado durante la cuarta carrera del domingo en el hipódromo Camarero.

La prueba contó con la participación de sólo cuatro corredores disputando la mejor parte del premio de $50,280 y sobre 1,200 metros. Exclusivo, que no veía acción desde el 20 de octubre pasado, fue considerado favorito con gabela de uno por cinco.

Al ordenarse la salida Exclusivo tuvo una gran arrancada al igual que Operástico, que asumió la delantera desde el principio, mientras el eventual ganador le perseguía corriendo segundo hasta que Bold Master lo desplazó y El Salsero quedaba último.

Así se mantuvo la carrera hasta que faltando 700 metros para el final, la ventaja de Operástico mermó mientras Exclusivo ya iniciaba su movida afuera de sus rivales para colocarse segundo mientras Bold Master quedaba tercero en lucha con El Salsero, que corría junto a la baranda interior.

Exclusivo pasó al frente desde los 400 metros tras desplazar a Operástico del liderato y al entrar a la recta final ya se perfilaba en ruta al triunfo. El Salsero se colocó segundo en los últimos 150 metros, pero sin éxito.

Exclusivo cruzó la meta con ventaja de dos cuerpos y cuarto y tiempo de 1:11.51 para el recorrido luego de fraccionales de :23.72 y :46.93. Desde el segundo lugar completaron el orden El Salsero, Operástico y Bold Master.

El ganador es un hijo del semental Warrior’s Reward en la yegua Champage Royal, criado en Hacienda Los Nietos. Es propiedad del LAR Stable y entrenado por Eric Betancourt.

Obtuvo su victoria 24 entre 28 salidas, incluyendo un segundo puesto y dos terceros. De paso esta representa su octava victoria en pruebas clásicas entre 10 participaciones en eventos de esa categoría.

Por otro lado, la nativa Las Monjas, montada por Juan Carlos Díaz, se impuso en la primera carrera de la jornada derrotando a la campeona Esplendorosa, que finalizó cuarta en su segunda salida tras un descanso desde el 14 de junio.

La abonada del Willie Racing, entrenada por Jason Lisboa, cronometró 1:26.23 para 1,400 metros. Esa combinación de establo y entrenador fue la más destacada de la tanda al repetir victoria en la tercera carrera con el nativo cuatroañero Dari Logic, que fue montado por Jorge Robles.

 

 

 

Ir a la barra de herramientas